SLIDER

Newsletter

por Lorena Pérez

Bloc de Moda es un medio digital focalizado en la cultura moda, en movimiento desde 2006. En estas páginas se observa y se escribe la moda como fenómeno social que refleja la época. Periodismo de calidad en notas de moda, belleza y estilo: Registro de historias plasmadas en un reportaje online. ¡Bienvenidos!

El origen de los talleres clandestinos en Argentina


Heredera de las corrientes rupturistas de los años 60, Susana Saulquin, la socióloga que dedicó su vida a estudiar la estructura y sistema de la moda, dispara contra la “inseguridad” estética de los argentinos que, asegura, se traduce en una falta concreta de identidad. Tras decretar, no sin polémica, la “muerte de la moda” y de la “cultura de masas”, augura un cambio radical del universo textil, con la llegada de la robótica, la eliminación de los talleres clandestinos y el consumo consciente de la mano de la sostenibilidad.

Aquí el link de la entrevista que le realicé a la socióloga Susana Saulquin para Revista Almagro y destaco un párrafo, donde cuenta sobre la aparición del trabajo esclavo y los talleres clandestinos en Argentina:

El trabajo esclavo y los talleres clandestinos aparecen a fines de la década del 80’, cuando llega al país una inmigración coreana. Ellos son los trajeron por primera vez una metodología de trabajo que incluía la esclavitud y la clandestinidad. En 2005 se empieza a hablar de los problemas en cuanto a la industria textil con respecto a la explotación de personas y en marzo de 2006 se produce el incendio del taller clandestino de Luis Viale donde murieron 6 personas. Ahí toma visibilidad la problemática. Las primeras denuncias las hace la abogada Alicia Pierini porque detecta problemas con algunos inmigrantes en los talleres. Pero antes de los 80’ no existía esta metodología en el país. "

En 2001 se produce el quiebre con la crisis y explota en las marcas por la necesidad de salir a solucionar como sea. Fue el sálvese como puedas, que incluía tener talleres en estas condiciones y salir de eso cuesta muchísimo. También empezó a trabajar La Alameda. En contrapartida a esto, hay una socióloga que se llama Silvia Rivera Cusicanqui, que es de la etnia aimara, que siempre defiende a los talleristas bolivianos porque sostiene que hay que tener en cuenta la cultura del trabajo, lo que llaman la escalera boliviana que dice que 'nos bancamos ser esclavos pero vamos generando un capital' y terminan trayendo ellos mismos a otros para ser explotados. Es complicado, porque los mismos bolivianos trajeron a otros bolivianos, iban a buscarlos, algunos los engañaban. Con esto no digo que los argentinos sean fantásticos, no. Estoy diciendo que aceptan e implementan esto en las marcas argentinas. La cuestión que fue una aprovechada general."

  Fotógrafa: Catalina Romero | Revista Almagro

No hay comentarios.