SLIDER

Newsletter

por Lorena Pérez

Bloc de Moda es un medio digital focalizado en la cultura moda, en movimiento desde 2006. En estas páginas se observa y se escribe la moda como fenómeno social que refleja la época. Periodismo de calidad en notas de moda, belleza y estilo: Registro de historias plasmadas en un reportaje online. ¡Bienvenidos!

El regreso de la calza ciclista

La practicidad y las prendas que facilitan el movimiento han permitido el desarrollo del Atheisure, una tendencia que lleva casi una década de evolución.

Christine Centenera en las colecciones Primavera / Verano 2019 de NYFW

En las últimas colecciones Primavera / Verano 2019 la presencia de la sastrería como protagonista de pasarelas, como la de Tom Ford, equilibró la atención que la ropa deportiva acaparó en el vestuario. Mientras tanto, la calza ciclista hace su arribo con pretensión de (buen) vestir.

Un momento de los 90' se viene a la cabeza, pero mejorado. Las ciclistas - o biker short - fueron lanzadas en la silueta de Kim Kardashian pero el back estuvo en manos de Christine Centenera, la directora de moda de Vogue Australia en su rol de estilista.

Diane Kruger en The Late Show con Stephen Colbert

Cuando la asesora de Kanye West y Virgil Abloh lanzó su marca "Wardrobe.NYC", en diciembre 2017, en su repertorio incluyó las leggings y las calzas cortas. Un año de trabajo visual hizo que el gusto refinado de Christine Centenera imponga a las ciclistas como tendencia. Aquí, las pruebas.

La versión deportiva de la calza ciclista según Kim Kardashian
No hay comentarios.

Anuario 2018: Los pañuelos verdes en el prime time


Juan Minujín y Luciano Castro pertenecen a distintas camadas de actores pero coinciden en establecer nuevos estereotipos de 'ser hombre' en la industria del entretenimiento. Cercanos y amorosos, así se percibe a los protagonistas masculinos de "100 días para enamorarse", la novela de Telefe que vino a refrescar la noche de la pantalla chica. El elenco se completa con las actrices Carla Peterson y Nancy Dupláa.

Uno súper musculoso, morocho argentino que enamora desde los 90's, en la época de “Jugate Conmigo”, el programa de entretenimientos de Cris Morena, donde Luciano Castro improvisaba además como cantante. El suyo era el tema 'Bella', con una voz 'prestada' que delataba un plan a lo Milli Vanili. Luciano, así, a secas, era el pelilargo de cola de caballo y chaqueta de cuero que alentaba los gritos y promesas de amor desde la tribuna. Él respondía con miradas y sonrisas tímidas que con el tiempo colmó de sustancia. Siguió en “Chiquititas” y un sin fin de novelas que reflejan una época dorada de la televisión argentina, cuando a cualquier hora había historias nacionales contadas por actores de distintas generaciones.


El momento de protagonizar le llegó en el cambio de siglo, cuando comenzó la era comandada por los actores de una nueva generación. Empezó con 'El tiempo no para", con un repertorio de nombres que iluminan una época: Dolores Fonzi, Walter Quiroz, Julieta Ortega, Antonio Birabent, Valentina Bassi, Federico Amador y Gonzalo Valenzuela. Siguió con 'Lalola' y 'Amanda O', la primera novela realizada para ser consumida por Internet, lanzada 10 años atrás. Aunque se lo vincule como parte de la factoría Pol-Ka, la productora fundada por Adrián Suar, Luciano Castro hizo ficción en todos los canales de la TV Argentina: en 2017 fue uno de los protagonistas de “Las Estrellas”, en Canal 13, y este año se destaca en “100 días para enamorarse”, por Telefe.


Aquí compone a Diego, un alma libre que tuvo una historia de amor con Antonia (Nancy Dupláa) y desde los primeros episodios se entera que es el papá de Juani (Maite Lanata), una adolescente de 18 años. Así, una de las historias de 100 días para enamorarse, la novela del momento y cuyo éxito, quizás, se explique en eliminar la trama culebrón y suavizar la oda al amor eterno: acá hay parejas en problemas y se los separa en el primer capítulo.

El don de galán en la TV permanece intacto y en equilibrio con su vida pública: está en pareja con la modelo Sabrina Rojas, con quien tiene a Esperanza y Fausto, sus dos hijos que se suman a la familia con Mateo, de 16 años, fruto de una relación anterior y con quien comparte la pasión por el boxeo.


Menudito y con una presencia contundente, Juan Minujín es de la misma generación de Luciano Castro pero aterrizó ante la mirada del gran público en la camada siguiente.

Juan Minujín marcó precedente como invitado del grupo El Descueve, en la bellísima "Hermosura", una obra cargada de erotismo refinado donde este actor de recatada silueta colmó de sensualidad el escenario junto al grupo de coreógrafos capitaneado por Carlos Casella, Ana Frenkel y Mayra Bonard, quienes distinguieron la movida cultural en ese tremendo semillero que significó la década del 90'.

La hoja de vida de este actor de apellido ilustre es bien nutrida: actuaciones magistrales en “El Marginal”, “Viudas e Hijas de Rock and Roll”, protagonizó la versión local de la serie “Loco por Vos”, “Epitafios” y “Tiempos compulsivos”.


Sobrino de la artista Marta Minujín, en pareja hace 20 años con Laura, con quien tiene dos hijas, Amanda y Carla, de Juan Minujín se escriben notas que indican cómo ha sabido mantener el amor de una mujer con el paso del tiempo. Pero lo que más conmueve de este hombre de 42 años es la manera en que acompaña la lucha de la mujer por la igualdad de derechos. Él puede dar cátedra en un programa de entrevistas, contando en 5' minutos el porqué es necesaria la legalización del aborto a recomendar lecturas feministas desde su cuenta de Twitter. Juan Minujín se muestra extrovertido, de ideas claras y con un bigote bien cuidado que le da un aire de dandi y una galantería latina.

Los galanes del momento son amables y compañeros; el buen rating de la novela apoya la moción.
No hay comentarios.

Anuario 2018: Por qué el estilo de Carrie Bradshaw sigue vigente

Pasaron 20 años desde que Sex and the City se presentó en la pantalla de HBO. Protagonizado por Sarah Jessica Parker, Cynthia Nixon, Kristin Davis y Kim Cattrall, el show televisivo tuvo a la rubia, la morocha y la pelirroja como estereotipo femenino de fácil reconocimiento, pero lo que logró que esta serie no pase de moda fue, justamente, la moda.

Por qué el estilo de Carrie Bradshaw sigue vigente

Dos películas que no le hicieron sombra a una serie que durante 6 temporadas mostró una forma de la independencia de la mujer, mientras reflejó y anticipó una nueva manera de acceder moda. El foco quedó sobre Sarah Jessica Parker, con algo de garra para separarse de esta estampita del estilo llamada Carrie Bradshaw, el personaje clave en esta historia. Ella trató de reinventarse y tras varios intentos, se unió al ícono que legitimó el público. Sucede que Carrie Bradshaw se posicionó casi como aparición religiosa; cada look sigue siendo rescatado del archivo porque mantiene la inspiración: ese nombre fue capaz de proyectar una realidad reconocible aunque extravagante para el estilo de vida de una escritora freelance. Como si fuera poco, Sarah Jessica Parker vive a la vuelta de la casa de la Bradshaw y es posible caminar por Charles St, en el West Village, y verla sentada en las reconocibles escaleras anaranjadas del barrio, caminando con amigos, llevando a sus gemelas al colegio o saltando arriba de un taxi, siempre de jeans, algún top gris y zapatos de su etiqueta.

El estilo de Carrie Bradshaw en Sex and the City

Algunas cosas hizo SJP para diferenciarse de Carrie; películas del estilo 'New Year's Eve’, ‘Qué fue de los Morgan’, ‘The Family Stone’ y otra serie para HBO, ‘Divorce’. Nada que resulte descollante, la verdad. Pero sí existieron guiños a su gusto por la moda. En la serie ‘Glee’ tuvo su aparición como la ejecutiva de Vogue Isabelle Wright. Intentó revivir a la firma súper chic Halston y en su street style se ocupó de posicionar a zapateros emergentes: en sus pies se presentaron Charlotte Olympia, Brian Atwood y Nicholas Kirkwood. Cuando Jean Michel Cazabat quiso instalarse en Bleecker Street, contrató a la actriz como embajadora de sus zapatos en punta. También fue la imagen de las marcas Intimissimi y de los jeans Jordache. Coqueteó con una marca low cost llamada Bitten y fundó una línea beauty. Pero todo esto no fue sino un ensayo del epílogo que Sarah Jessica Parker planeó.

Ella tiene el look: Carrie Bradshaw para siempre

En 2014 anunció su marca de zapatos SJP Collection en alianza con George Malkemus, el empresario que introdujo a Manolo Blahnik en Estados Unidos. No debería ser una sorpresa que Parker termine vendiendo zapatos, pues su presencia remite a la obsesión de Carrie Bradshaw y acá está la versión empresaria. La marca cosecho éxito de inmediato. En el primer año tuvo un crecimiento del 30%, 40% en el segundo y 25% para el tercero. Este año esperan el 300% ya que la colección también se completa con bolsos y ropas.

Modelo para Intimissi: Así promocionó el nuevo balconette de la firma lencera italiana

Todo el proceso empresarial fue un paso a paso que vale como estudio. Al principio los zapatos se vendían en las tiendas departamentales de USA, luego en exclusiva en Bloomingdales. Fue a Las Vegas y se instaló en el Bellagio y el MGM, también inauguró en Dubai mientras en Manhattan se mantenía como tienda pop up (stores que se instalan por un período de tiempo). Ahora está asentada en el centro de la isla y se estrena en el nuevo circuito de moda de la Gran Manzana, el Seapport District.

Nuevo rol: Sarah Jessica Parker es la editora de SJP for Hogart

Como un gesto de superación, esta mujer de 53 años muestra que la curiosidad es un motor en su vida profesional. Cuando su rol como empresaria de la moda va en aumento, Sarah Jessica Parker debuta como editora de libros de ficción de autores emergentes. Se trata de SJP para Hogart, una colección que tuvo su antesala en un club de lecturas que dirigió junto a Molly Stern, la vicepresidenta de Crown Publishing, del grupo de la editorial Penguin Random House.

Junto a Matthew Broderick son padres de James y las gemelas Tabitha y Marion y forman una de las parejas más longevas de Hollywood. Su patrimonio está estimado en 100 millones. Y va por más.
No hay comentarios.

Anuario 2018: Cuando el museo cuestiona las estructuras de la moda


El ideal del cuerpo según la moda y sus múltiples formas definen una época. Este relato cambiante y contado por siluetas quedó registrado en "The Body: Fashion and Physique", la exhibición que el museo del Fashion Institute of Technology de Nueva York presentó este año para cuestionar y visibilizar cómo la moda disciplina el cuerpo de la mujer.

"El cuerpo de moda es una construcción cultural que cambia a lo largo de la historia y enfatiza diferentes formas y proporciones, a pesar de que ese ideal de moda no es tan fluido en la vida cotidiana", relata en las anotaciones de la muestra Emma McClendon, la curadora de este proyecto montado en la planta baja de este museo cercano al Garment District.


"The Body: Fashion and Physique" ofreció un contexto histórico de los últimos 250 años y fue contado con 60 trajes.

La exhibición en el FIT Museum señaló cómo la industria de la moda regula el cuerpo, especialmente el femenino, en diferentes momentos. Entre los trajes aparece Paul Poiret como el diseñador que liberó a las mujeres del corsé, en la década de 1910, pero no fue hasta terminada la Primera Guerra Mundial y con el nombre de Coco Chanel como referencia, que la mujer comenzó a tener una vestimenta que contemplaba la libertad de movimiento. Así fue la evolución hasta que en 1947 Christian Dior revolucionó con el "New Look", una silueta inspirada en la Belle Epoque. Una década más tarde fue la juventud quien tomó el mando de los estilos de la moda y los centró en la jovialidad y la delgadez.

El vestido negro de Thierry Mugler (1981) y la jacket de Donna Karan (1986)

Creo que la moda de hoy no tiene un solo cuerpo ideal. La mayoría de los desfiles y revistas continúan presentando principalmente jóvenes modelos blancas, delgadas, pero Internet y las redes sociales abrieron la industria dando a los bloggers y consumidores una voz mucho más poderosa para desafiar los ideales normativos del cuerpo y expandir nuestra idea de lo que está de moda", escribe Emma McClendon.
Corsets (circa 1880)

Este concepto fue explicado por la teórica y socióloga francesa Agnés Rocamora en el ensayo "Personal Fashion Blogs: Screens and mirror in digital self portraits", donde menciona a las pantallas digitales como espejos hiper-modernos. Rocamora argumenta que las redes sociales crean una nueva mirada femenina y constituyen visiones alternativas acerca de la feminidad y amplían los ideales de belleza y estilo. En sintonía con esta observación, la curadora de la muestra del museo del FIT justifica que la forma en la que vemos y tratamos a nuestros cuerpos afecta cómo vemos los cuerpos de los demás.
Durante la década de 1980, un cuerpo duro y musculoso (y el régimen de ejercicio necesario para lograrlo) impregnó todos los aspectos de la cultura visual; desde la alta moda hasta la música y el cine."
La estética de cada momento responde a las sociedades, economías y temas tecnológicos y culturales que buscan captar el sentido de realidad. Por eso mismo, la moda de hoy se piensa en plural donde todo tiene posibilidad y no hay una forma de cuerpo que dictamina el momento, sino muchas para representar esta era.


Christian Siriano participó en la muestra con el vestido que le diseñó a Leslie Jones para la premiere del film "Los Cazafantasmas" luego de que la actriz publicara en Twitter que ningún modisto estaba dispuesto (por sus curvas) a vestirla para la alfombra roja.

La apertura de "The Body: Fashion and Physique" la encabeza el busto Stockman de Martin Margiela y se suceden vestidos de Christian Dior, Roberto Cavalli, Charles James, Calvin Klein, Halston, Adrian (el diseñador de la era dorada de Hollywood), un mini vestido de Twiggy - la modelo británica y emblema de los 60'-, Comme des Garçons y Jean Paul Gaultier, entre otros diseñadores dispuestos en la sala principal del Fashion Institute of Technology para sembrar la idea de que todos los cuerpos merecen ser incluídos en la moda.

La túnica de Martin Margiela (1997) con el aspecto del busto Stockman.

Estereotipos nacidos en Hollywood: Marilyn Monroe, la rubia sexy

En la escena de "Some like it hot", la actriz Marilyn Monroe aparece corriendo a lo largo de la plataforma del tren. La cámara se acerca y ofrece un plano que fue considerado escandaloso en ese momento porque mostraba las nalgas de Monroe agitándose, lo que indica que no llevaba una faja.

El personaje del actor Jack Lemon se hace eco del impacto de la audiencia cuando exclama: "¡Like Jello On Springs!".  Marilyn Monroe y su cuerpo se han convertido en importantes referencias en las discusiones sobre los ideales del cuerpo cultural.


* Lectura que te puede interesar: Qué pasa con los talles de la ropa en Argentina.
No hay comentarios.

Dónde compran las parisinas: Una guía de tiendas vintage y segunda mano

Calor desmesurado en Paris, una atmósfera somnolienta rodea a las calles donde, sin artificio, caminan mujeres con vestidos de largo midi con cinturones que rigurosamente abrazan la cintura, chatas en todas sus versiones, desde balerinas a sandalias. Algunas plataformas de caucho se cuelan en el look que cierra con carteras cruzadas y melenas de largo a los hombros que, casi por norma, son lacias.

Entre los 20 distritos que forman Paris hay zonas que se distinguen por los grandes almacenes, como las Galerías Lafayette y Printemps, por las tiendas de la emblemática Champs-Élysée y la histórica Avenue Montaigne o Le Marais y Saint-Germain-des-Prés, legitimados como barrios de diseño.


El estilo de las parisinas
Las parisinas cumplen ciertos ideales estéticos. En ellas se plasma una idea precisa de lo que se entiende por elegancia descontracturada, la actitud del chic que hasta tiene libros que cuentan cómo lograrla. En París hay tiendas que pasan desapercibidas, adheridas al ritmo de la ciudad y en consonancia con el estilo que reflejan las mujeres en las calles y hacen a la esencia por la que se las identifica.

Entre sus singularidades, las parisinas tienen una convicción personal muy marcada para presentarse ante el mundo, esa versatilidad se hace evidente en la propuesta que colman las tiendas que no tienen la pretensión de un concept store o las múltiples variedades de un multimarca, tampoco la tradición de las maisons, pero sí la historia de mantenerse, pese a los cambios rutilantes que registra la moda, fiel a las reglas del buen vestir.


Las tiendas que resuelven el vestir de las parisinas
En estas coordenadas por la Ciudad Luz sobresale la cantidad de boutiques con nombre propio y que hacen una bandera de la independencia. Un recorrido sugerido es comenzar por la elegante y estrecha Rue du Faubourg Saint-Honoré, cuna de las modistas y la Couture de otra época.

Por la zona del Trocadero está 'Sabine Couture', una pequeña tienda con vestidos camiseros, jumpsuits y camisas de seda como propuesta excluyente de su austera vidriera. Por la Bastille y Saint-Germain-Des-Prés está 'Anne Willi', una boutique hipnótica por las siluetas largas y elegantes que forman las piezas básicas del guardarropa. Blazers, pantalones sastreros, monoprendas, blusas y faldas y vestidos de vuelo lánguido. El colmo de la parisina. 'Antoine et Lili' ofrece el clásico robe francés pero en estampados más jugados. El hippie chic llevado con identidad.


Pero la experiencia emblema de hacer compras en París tiene a las ferias y a las tiendas vintages como eje. La aventura puede ser agotadora; ropa sobre ropa y un sin fin de sugerencias para hacerse de un ítem especial que, al fin y al cabo, la compradora no sabía que lo iba a encontrar. A favor de esta práctica está el encanto de conseguir diseños fuera de temporada. La caminata puede iniciarse en 'Pretty Box', un local parecido a un antro y atiborrado de prendas en percheros y cajas. Allí compran vintage desde el diseñador inglés Paul Smith, Kanye West hasta la modelo Bella Hadid. Es el lugar de moda en Le Marais.

'Episode Vintage' es una curaduría de prendas donadas a la caridad. El equipo de este local de segunda mano separa y compra para reciclar las prendas que se acumulan según tipologías. En 'La Mode Vintage' están las prendas de marcas de lujo. Chaquetas de tweed Chanel, bolsos Gucci, tapados Courrèges fueron encontrados por Carole Bigielman, la fundadora de este showroom fundado a fines de los 90'.


Un lugar donde no hay que dejar de revolver es ‘Kiliwatch’, caracterizado por la mixtura de prendas vintage de todas las épocas y ropa actual. El repertorio de este nutrido y ordenado depósito lindero a la rue Étienne-Marcel se compone por piezas buscadas alrededor del globo, dicen. Cerca del Musée du Louvre está 'Didier Ludot', un vintage couture donde toda la historia de la moda se hace presente: el perfil folclórico de Christian Lacroix, lo clásico que remite a Balenciaga (Cristobal, claro), Christian Dior hasta los provocadores Yves Saint Laurent y Paco Rabanne, piezas de gran valor que algunas veces terminan en subastas.


‘Lorette & Jasmin’ es un tienda de segunda mano de lujo que se distingue por los accesorios principalmente, también porque se pueden alquilar sus piezas antiguas; desde una cartera Chanel a un vestido Céline.

Así, entre las casas más antigua de la moda y en la ciudad que dio origen a la experiencia de compra, es posible trazar un paseo por boutiques que capturan el estilo parisino en un espacio, a pesar de que la moda en París está presente en todos lados.


Direccionario: 
~ Sabine Couture: 29 rue de Longchamp
~ Anne Willi: 20 rue de l'Odéon
~ Antoine et Lili: 90 rue des Martyrs
~ Pretty Box: 46 Rue de Saintonge
~ Episode Vintage: Rue Tiquetonne 12-16
~ La Mode Vintage: 12 rue Rochebrune
~ Kiliwatch: 64 Rue Tiquetonne
~ Didier Ludot: Jardin du Palais Royal, 24 Galerie de Montpensier
~ Lorette & Jasmin: 6 rue François Millet
No hay comentarios.

Cómo se construye una marca de diseño sustentable

Por Carola Cornejo | Diseñadora

Creamos  acciones y las aplicamos a todo el proceso creativo, productivo y comercial. Ideamos un entramado de tareas sustentables que atraviesan toda la producción con transparencia y compromiso real a cada objetivo que cumplimos.

Las prendas tienen diseños que optimizan el uso de los materiales,  que fueron concebidas para usarse superpuestas y a lo largo de todo el año, como colecciones atemporales. Los materiales a partir de los que diseñamos son descartes de la industria textil masiva. Casi el 100% de las prendas están cortadas a mano.
Carola Cornejo es la creadora de la marca homónima y Sustentable. Mamá de 3. Abogada por profesión y Diseñadora por vocación. Carola emprende en 2010 su sueño de desarrollar y diseñar prendas de estilo bohemio, folk y romántico. Se trata de vestidos soñados, únicos y originales, blusas, faldas, abrigos y accesorios. 


Todos los recortes y retazos se reutilizan, hasta el más mínimo, para lograr el compromiso #ZeroWaste o Basura Cero, es decir bajar el nivel de desperdicio y el impacto ambiental.

Incorporamos al proceso creativo materiales vintage y recortes de otras textiles (como Aguasfuertes) de este modo también logramos piezas únicas, originales, puro arte, reusando, reciclando, aprovechando todo: géneros, encajes, retazos, puntillas, galones, cuentas de collares, algunos descartes de tejidos.


Recuperamos y adaptamos técnicas como el patchwork, bordados a mano y teñidos naturales a fin de la reutilización de retazos y llegando a utilizar casi el 100% de los materiales.
Se instruye a las costureras y talleres que confeccionan para aplicar técnicas de aprovechamiento intensivo de las telas y retiramos todos los sobrantes porque son reutilizados (por ejemplo los souvenirs del evento Horse Parade en el Hipódromo de Palermo en 2017 fueron hechos con retazos de chaquetas aterciopeladas).

El más importante de los logros es generar positivo impacto social, por ser fuente de trabajo digno para mujeres que son sostén económico de su hogar, como las costureras de la Fundación MediapilaCosiendo Redes.
Consideramos que cada acción y decisión puede aportar algo positivo en la vida de las personas. A la luz de esta premisa, elegimos empoderar de todas las formas posibles a las mujeres de toda edad y condición. Somos seres resilentes, multitareas, de gran empatía, adaptables y con mucha energía. Nos falta hacerlo consciente, creerlo y aplicarlo en beneficio de un mundo más amoroso.


Trabajamos junto a talleres libres de explotación. También con emprendedoras y proveedores locales para reforzar el empoderamiento regional, especialmente de mujeres de todas las edades. Logrando un intercambio muy rico de saberes y técnicas. Creamos conciencia sobre la belleza de la mujer real, contemplando una tabla de talles reales y especiales, que abarca a niñas, adolescentes y mujeres, con el objetivo de transmitir la sustentabilidad a las nuevas generaciones.

El packaging y gráfica es sustentable. Diseñamos y producimos en forma personal nuestras propias bolsas de géneros, totalmente reutilizables y las proveedoras de etiquetas gráficas son diseñadoras / emprendedoras de pautas sustentables.

Por la aplicación de la técnica de arrugue artesanal y correcta confección, los diseños son 100% lavables, versátiles y no requieren planchado, logrando optimizar el uso de agua y electricidad.


La formación de nuestros precios y comercialización adhiere a las pautas del Comercio Justo. En nuestro atelier y showroom de Ramos Mejía, acompañamos momentos especiales, diseñando vestidos únicos y personalizados para Novias Eco y 15 años.

Cada diseño es la fusión del arte y técnicas trabajadas a mano, como el patchwork, logrando una impronta tan propia como versátil, con detalles que representan mucho del trabajo 100% argentino que las crea. Los diseños están concebidos en base al Slow Fashion para que sean duraderos y puedan acompañar a sus usuarias en un ciclo de vida prolongado, trascendiendo las temporadas y tendencias. Las mujeres que eligen Carola Cornejo son activas, naturales, creativas, comprometidas, profesionales, soñadoras, valoran su tiempo, son curiosas y quieren sentirse plenas y cómodas.

Carola Cornejo es una marca orgullosamente Argentina, aprobada por PETA como marca vegana libre de crueldad animal #crueltyfree.
No hay comentarios.

Mujeres vestidas por mujeres: Cuando vestirse es un juego


"Es el momento más lindo del año, esa época donde todos queremos juntarnos", dice Luz Ballestero para presentar 'Juego de niños', la colección Primavera / Verano 2019 de su etiqueta que transita el séptimo año en el mercado.

Luz Ballestero ofrece piezas prácticas, cómodas y con una moldería que asegura que un mismo talle le siente bien a distintas siluetas. En su estilo, la marca está conectada con el pulso estético de la moda actual que busca solucionar el guardarropa de forma sencilla y chic. Vestidos, remerones, pantalones buscan ser los hits de un vestuario que está en movimiento.





En sintonía con el espíritu de juego de la colección, las prendas están acompañadas por este manual de instrucciones:

~ La vida en colores: Animate a probar combinaciones diferentes. A nosotras nos costó pero una vez que empezamos a colorearnos no pudimos parar.
~ Capas y más capas: Nos encanta superponer porque es la mejor manera de encontrar nuevos usos y looks a nuestras prendas para que te duren más y se transformen en tus básicos atemporales.
~ Dale la vuelta: ¿Alguna vez te pusiste una remera del otro lado? Nosotras casi todos los días. Nuestra colección está pensada para usar tanto del derecho como del revés. Si, con la espalda por delante!
~ Asimetrate: No sabemos si existe la palabra pero nos encanta como suena. Probá ponerte un lado de la prenda dentro del pantalón y el otro no, para lograr un look mas descontracturado o porqué no más 'asimetreado'.


No hay comentarios.

Cómo cuidar la piel de los labios


"Hay que desterrar el gloss", dice Sergio Medini, el make up artist que varias veces al año llega a  la ciudad - vía México - para contar las novedades de Sisley en Buenos Aires.

El desayuno de una mañana primaveral con altos tintes de verano convoca a conocer Le Phyto Rouge, la barra labial que se corre del matte y del brillo, sino que apuesta a colorear los labios con un repertorio de 5 tonos en beiges, 4 en los matices del naranja, 7 de rosas y 4 rojos, todos ellos acentúan en el cuidado de la piel de esta zona tan sensible y colmada de sensualidad.

La barra labial Le Phyto Rouge de Sisley promete propiedades reconfortantes y tiene una textura sedosa y es hidratante. En su formulación se destaca el Hydrobooster, unas microesferas de ácido hialurónico que se activan cuando se aprietan los labios. Posee además aceite de algas padina pavonica, de camelia y jojoba, todos componentes que dan hidratación y suavidad a la boca.

Los productos de Sisley se consiguen en las perfumerías Rouge, en la Boutique L’ Espace de la Beauté en Galería Promenade del Hotel Alvear y en el lobby del Hotel Panamericano.
No hay comentarios.

Dónde conseguir diseño independiente en Buenos Aires


La vieja casona que Charly García habitó como sala de ensayo - en Fitz Roy y Avenida Córdoba, Palermo -  resulta la locación elegida para celebrar la edición numero 17 de Roomie Design.
Se trata del pop up store de diseño independiente que comanda Pope Cerimedo, una coolhunter con exquisito criterio estético para reunir diseñadores emergentes.

Itinerante, esta tienda efímera, que se presenta cada temporada, tiene nueva fecha.
Agendá: las colecciones Primavera Verano 2019 se develan del jueves 22 de noviembre al sábado 24 de noviembre.


Roomie Design presentará un repertorio de 45 marcas argentinas que esta edición suma hombre y decoración. El jueves arranca con una pre-venta para clientes vips y a las 22 hs hay fiesta.

El viernes 23 y sábado 24 de noviembre, entre tragos y DJ sets, estará abierto de 14 a 21 hs.

Algunos de las marcas presentes serán Relé, Julia de Jong, Florencia Llompart, Moon Tropic, Cerlá, los bolsos de CVNT, los zaparos de Paloma Dom y Outre más los trajes de baño de Inti.


Imágenes: Gentileza Roomie Design | ph Alexan, Juan Pablo Alvar
No hay comentarios.

Cómo conseguir el calce perfecto


Jazmín Chebar powered by LYCRA® es el co-branding que renuevan estas dos empresas a través de la mediación de esta fibra en las piezas de diseño. Se trata del elastano que garantiza 'memoria' a las prendas para que se deformen con el uso.

Un desayuno en las oficinas que Jazmín Cherbar tiene en Palermo Viejo ofició de presentación de esta alianza que incluye morley y jersey rústico con fibra Lycra para pantalones y vestidos, Lycra Xtra Life para los trajes de baño y el hit de Jazmín, los jeans. Hay una línea con 10 modelos donde la fibra LYCRA®  ofrece calce perfecto y comodidad gestionada por el alto strech que da esta tecnología.


La intervención de estas piezas clave en el repertorio de Jazmín surge de un informe que afirma que el 77% de los consumidores quiere usar su traje de baño más de 2 temporadas y la frustración de las usuarias ante la pérdida de ajuste en sus jeans.

La línea de denim tiene los cortes clásicos, boyfriend y de largos que terminan acampanados o capri. También hay modelos con roturas evidentes trabajadas con un hilo de algodón que garantiza que este hueco no se agrande y mantenga su rol decorativo.

No hay comentarios.

Mis íntimos amigos: El estilo del barrio en clave cool

Sebastián Raimondi es un joven diseñador nacido hace 36 años. En su imagen se funde el desparpajo del barrio con el perfil cool propio de Palermo Viejo, zona donde está la tienda de Mis Íntimos Amigos, una marca de moda masculina lanzada en 2010 y que este año se ocupa de revelar el estilo de Marcelo Tinelli, cada noche, en ShowMatch.

“Los diseños tienen algo personal, mío, siempre”, cuenta Sebastián Raimondi sobre sus códigos para abordar la moda, siempre trabajada para el público masculino y bajo el concepto de ensalzar un estilo que ‘banque su onda’, dice. Aquí, una charla con un emprendedor que absorbe otras realidades para nutrir su mirada y dar una imagen de moda que refleje las expectativas del hombre de hoy sin caer en el uniforme.


~ ¿Cómo comenzaste tu carrera en la moda?
Empecé a estudiar en la Fadu / UBA mientras vendía zapatillas. Siempre estuve relacionado a la moda a través de mi papá, Luis Raimondi, quien también trabaja en la industria. En 2001 tuve una entrevista en ‘Soho’ y me contaron que, tras la crisis, iban a rearmar todo y ahí comencé a acompañar al diseñador en la parte de producto. Les gusté y yo también me sentí cómodo, entonces tuve que dejar la facultad porque era mucho. Seguí trabajando y no paré más hasta hoy. Siempre me interesó el diseño de todo, no solo con la ropa.
Hago una propuesta masculina muy ‘moda’, mi interés está en los cortes, en las buenas telas, que queden bien, la calidad es fundamental. En el diseño trato de estar un pasito adelante, rescatar un producto moderno y diferente."

~ ¿Cuándo lanzaste Mis Íntimos Amigos?
Pasé por varias marcas hasta que en 2008 pensé en MIA junto a mi papá. Buscamos armar una marca con esencia argentina, la desarrollamos y salimos al mercado en 2010. Hoy sigo solo, arrancamos desde muy abajo con un local y una producción muy chica.


~ ¿Qué pasa con la moda masculina en Argentina? Surgen buenos proyectos pero se pierden...
El mercado de indumentaria de Argentina, en un 80%, es de mujer. El hombre consume distinto, de hecho, en un momento de crisis como este, el hombre no compra y vuelve a usar el saco del año pasado. Pero llega el cambio... Cuando abrimos el local, en 2010, hicimos una vidriera con unas camisas con estampados florales, pantalones rotos - unos chinos que hoy son el producto más vendido y que permanece en todas las colecciones -, una imagen rara y nueva. La gente pasada por la vereda, miraba y no entendía. Gracias a las marcas que acompañaron un nuevo estilo para el hombre, y surgieron en ese momento, el hombre empezó a ser distinto.

~ ¡Lo llamaron Metrosexual!
En ese momento le pusieron metrosexual al hombre que se ocupó de su imagen, que se animó a usar la camisa entallada, empezó a entender que lo favorece combinar colores y elegir una silueta. Hay ciertas cosas que mejoran la imagen y nosotros empezamos a trabajar en eso porque era fundamental armar un espacio donde el hombre pudiera confiar.

~ ¿Fue más natural en cuanto se terminó el estigma del metrosexual?
Si, en eso tuvo mucho que ver la apertura sexual, la aceptación y entender las distintas maneras de amar. Cuando yo era chico todo era prejuicioso, me vestía a la moda y me gritaban de todo, a mi no me importaba pero a otras personas si. No se permitían usar un chupin o una camisa floreada para evitar los comentarios. Hoy, por suerte, se entiende que la vida pasa por otro lado, es más común que te digan que estás lindo o tenés onda y hasta te preguntan donde lo compraste. Vestirte como te gusta ayuda en todo sentido, no solo en la moda.


Entré por la ventana de los millennials, digo que soy un millennial old school. Encuentro diferencias con un pibe de 20 porque tengo otra esencia, pero con un hombre de 46 años no somos muy distintos, pero de uno de 26 a otro de 36 hay un montón.
~ ¿Por qué las marcas eligen la imagen del joven para comunicarse?
El sentido estético de mi marca son los jóvenes, las imágenes son ellos porque veo que los hombres grandes los miran y quieren vestirse como ellos, pero no parecerse, sino mirarlos para tomar las cosas que les gustan. Por eso hablo de onda, porque hay que animarse. Lo que mencionaba antes sobre la apertura, que terminó por dejar que la gente se libere y pueda explorar eso que le gusta de sí mismo.


~ ¿Los hombres también esperan que la ropa los haga sentir mejor?
A todos nos gusta vernos bien. Sentirte como ese día cuando tenés la primera cita, cuando elegís qué prenda ponerte porque te hace sentir especial, ganador. Esa sensación debería estar presente cuando uno se viste a la mañana. ¿Viste que hay personas que tienen ropa que la usan para acontecimientos importantes? Proyectan la seguridad a través de la ropa y eso es importante. Por eso en MIA trabajamos sobre el cliente, el asesoramiento, de prestarle atención, ver qué esté convencido. Nunca fue la idea vender por vender, sino lo que le haga sentir bien porque ahí hay un cliente que vuelve.

~ ¿Cómo armás las colecciones?
Hay un patrón de moda y de venta. Pensar en ideas, hacerlas, instalarlas y venderlas, es un mix que tengo en cuenta porque, para vivir de lo que me gusta, tengo que vender. Tomo referencias de la música, miro décadas y estilos, mezclo años 20’ con los 70’. Lo planteo como una marca de diseño, no con la obligación de presentar una colección porque si, a veces hay continuación entre invierno y primavera. También pasa que viene un famoso y me pide algo puntual para un look, eso también puede ser un disparador para algún ítem de la colección.


~ ¿Cómo te llevás con el streetwear?
Lo que nosotros llamamos ‘el barrio’ transformó la moda. El hip hop, el trap, el reggaeton, rescataron un estilo e hicieron una moda del barrio, de las clases bajas, de la gente que la pelea y trabaja todos los días. Se mezclan la gorra deportiva y la campera, el street con la sastrería. Me encanta que así sea.

~ La mezcla de rubros es evidente en todas las pasarelas.
Nosotros desarrollamos hace 3 años una línea que se llama ‘Confort Concept’ que consta de telas de punto tejidas por urdimbre. Son telas planas tejidas con lycra, por ejemplo, que tienen una definición particular, la misma elasticidad de un buzo pero con la particularidad que está hecha por un sastre. En los percheros ves pantalones que parecen de traje pero tiene la comodidad de un jogging.

~ Cuánto se le debe a las marcas deportivas, no?
Nosotros estamos a años luz de esas tecnologías, de los talleres y producción. Busco telas no convencionales, como tela para paracaídas para hacer camperas porque sé que esa tela va a cumplir con la función que el diseño necesita. El diseño parte de darle algo a la persona que la satisfaga en la funcionalidad y en darle un toque personal y distintivo.


~ El sistema de la moda maneja un calendario nuevo. ¿Trabajás con una colección permanente?
Si, son los básicos hechos con materiales de buena calidad, quizás varía el corte. Son remeras, blazers, piezas en terciopelo, camperas de cuero. Acá encontrás botas hasta en verano.

~ ¿Cómo entendés al hombre argentino?
Aprendo de los pibes, tengo presente que cuando era chico a mi se me asignaba el rol de innovador. Hay mucha diferencia entre generaciones. El hombre argentino mantiene, aún, el prejuicio. De latinoamérica nos miran mucho, marcamos tendencia dentro de nuestra idea, pero el cambio está en animarse a disfrutar, como sucede en Europa.


~ La mujer es muy de ir con la revista y con Pinterest en la mano a comprar. ¿El hombre hace esas cosas? ¿Te piden las prendas que usó Tinelli?
Si, si, si. Vienen y te dicen que quieren el saco que Marcelo usó ayer. Nosotros buscamos que no se lleve uno igual, porque a lo mejor lo que le gustó fue como le quedaba, el corte, la combinación de colores. Trato de mostrar situaciones en su look, que hay un trabajo que va por otro lado, no mostrar la ropa porque si. Algo similar a lo que sucede con Juan Minujín.

~ Impacta Minujín en la novela ‘100 días para enamorarse’.
¡Lo vestimos hace varias tiras! Es muy compinche, te actúa para mostrar cómo es el personaje y así salen cosas copadas. Es interesante trabajar con personas con esa personalidad y a la vez distintas entre si. Vestimos a Lalo Mir, Diego Ramos, Ludovico Di Santo, toda gente talentosa que trabaja las ideas en equipo. Ellos aportan la información y yo armándoles el look.
No hay comentarios.