SLIDER

Newsletter

Notas de Autor por Lorena Pérez

Bloc de Moda es un medio digital focalizado en la cultura moda, en movimiento desde 2006, que apuesta al periodismo de calidad. Historias plasmadas en un reportaje online, donde se observa, se pregunta, se escucha y se escribe la moda como fenómeno social. ¡Bienvenidos!

El fin de una era: Cierra Man Repeller



"Estoy confirmando que Repeller, anteriormente Man Repeller, está terminando sus operaciones y ofreciendo a los empleados una indemnización por despido", confirmó Leandra Medine a The Cut, luego de que Bof publicara una noticia en desarrollo sobre el posible cierre del sitio.

Leandra Medine es una periodista y escritora nacida en New York. En 2010 lanzó The Man Repeller, durante  la segunda camada de blogs de moda (a la que también pertenece Chiara Ferragni). "Mi blog documenta las tendencias de moda que las mujeres aman y los hombres odian", era la proclamación de  Medine en aquel momento.

La aparición de Leandra Medine se dio en medio del auge de los fashion blogs y sus autores. "No quería ser otra blogger de estilo personal con un minivestido de lentejuelas posando en High Line", aseguró. Eran tantas propuestas que surgían online que ya no fue suficiente para los nuevos participantes contar con leales seguidores y el boca a boca sino que también era necesario el envión de los medios de comunicación. Este fue el caso de Medine. En el mismo año que Man Repeller estuvo online, la revista Harper's Bazaar le cedió una página para que hiciera su manifiesto de estilo que luego, en la segunda parte de la década, se convirtió en el pensamiento y la lucha de una generación de mujeres que buscaron cambiar el paradigma que consistía en que las mujeres se vestían de acuerdo al gusto del hombre, para ser aceptadas por el hombre. Seis meses después de presentarse en sociedad, Leandra Medine fue perfilada en The New York Times, acción que la blogger tomó como su inserción definitiva al nuevo ecosistema de medios.


La autora defendió con convicción que el interés en la moda no minimizaba el intelecto. Se vestía con tendencias que a simple vista se veían imposibles pero ella lograba personalizar y convertirlas en agradables. El gesto de pararse frente al espejo con un celular en mano fue el inicio de un cambio en la percepción de la belleza femenina y fue el gran logro de las blogueras que ella lideró. Los looks que compartía Leandra eran aceptados y replicados, pero el crecimiento desmesurado de The Man Repeller la hizo pensar en el próximo paso. Si bien los blogueros gozaban de buena salud, las estadísticas ya mostraban un declive en el interés por los dedicados posteos sponsoreados.
 
En 2012, Man Repeller se abrió a redacción con un equipo de redactores y staff relacionado al desarrollo comercial del sitio. En 2013 lanzó el libro “Man Repeller: Seeking Love. Finding Overall” y en 2016 la línea de zapatos MR by Man Repeller.

Lectura que te puede interesar: Influencer, el nuevo espejo digital


Por las denuncias de falta de diversidad recibidas de ex empleados y lectores, en el mes de junio Medine se alejó  de la página que fundó y en septiembre se relanzó como Repeller. Hoy confirmó el cierre. "La empresa ha sido autofinanciada por sus operaciones desde su lanzamiento hace diez años como un blog personal, pero debido a limitaciones financieras, ya no podemos sostener el negocio", confirmó Leandra Medine a The Cut. Así dejó visible la problemática de la monetización que viven a diario los medios de comunicación. Es difícil para los medios tradicionales, también para los independientes. ¿Muro de pago? ¿Suscripciones? ¿Cómo llegan los lectores a la web? La respuesta no está clara aún aunque si la calidad y la transparencia que demandan los lectores: hay que estar a la altura y no solo subirse a cada causa. No es fácil, en todo caso queda evidenciado al ver la cantidad de medios  de moda locales que arman sus comunidades en base a seguidores comprados (falsos) en sus redes sociales y comentándose ellos mismos los contenidos: la atención y el interés del lector no tiene precio, tampoco su voz.

Lectura que te puede interesar: Suzy Menkes busca un nuevo rumbo


Con el cierre de Man Repeller finaliza una nueva etapa de la transformación digital del periodismo de moda. En sus inicios, Leandra Medine reflejó una nueva manera de pensar la moda, de observar con humor e inteligencia. Aún así, no fue suficiente.